Invernaderos que producen electricidad

Invernaderos que producen electricidad

noviembre 6, 2017 0 Por Patricio Cuasapaz

La idea de convertir los techos de los invernaderos en plantas de generación de energía solar no es nueva; pero al parecer, si constituye una tendencia que va ganando terreno, principalmente por el concepto de producción de energía limpia y las necesidades cada vez más marcadas de electricidad para los procesos de automatización agrícola y aclimatación que cada vez son más sofisticados; todo esto bajo la premisa principal de reducir costes de producción y optimizar la zona de producción.

Uno de los principales inconvenientes con los que se habían encontrado investigadores como Jinlin Xue, experto en ingeniería agrícola de la Universidad de Agricultura de Nanjing – China, era la alta inversión requerida para la instalación de los paneles fotovoltaicos.

invernadero magenta WSPVChina, por su cuenta se ha puesto manos a la obra con la intención de alcanzar los 150 MW de potencia instalada en cubiertas de invernaderos en un margen de tres años. Con distintas iniciativas activadas fundamentalmente en Guizhou, las cuales cuentan con una inversión aproximada de 280 millones de euros.

Michael Loik, profesor de estudios ambientales en la Universidad de California, por su cuenta, ha demostrado que los tomates y pepinos cultivados en invernaderos solares generadores de electricidad fueron tan saludables como los planteados en invernaderos convencionales, lo que indica que los invernaderos “inteligentes” son muy prometedores para la agricultura de doble uso y la producción de electricidad renovable.

El autor explica además que los invernaderos solares generadores de electricidad utilizan sistemas fotovoltaicos selectivos de longitud de onda (Wavelength-Selective Photovoltaic Systems – WSPVs), una manera más eficiente de generar electricidad y a un menor costo que los sistemas fotovoltaicos tradicionales. Estos invernaderos están equipados con paneles de techo transparentes incrustados con un tinte luminiscente magenta brillante que absorbe la luz y transfiere la energía a través de las tiras fotovoltaicas estrechas, donde se produce la electricidad. Los WSPVs absorben algunas de las longitudes de onda azules y verdes de la luz, pero dejan pasar el resto, permitiendo que las plantas crezcan.

La tecnología WSPV fue desarrollada por Sue Carter y Glenn Alers, profesores universitarios y quienes fundaron la empresa en el 2012 para llevar al mercado.

Para analizar los resultados el campo se monitoreó la fotosíntesis y la producción de frutas en 20 variedades de tomates, pepinos, limones, limas, pimientos, fresas y albahaca cultivadas bajo condiciones de invernadero; llegándose a establecer que un ochenta por ciento de las plantas no se vieron afectadas, mientras que el 20 % creció incluso mejor.

Otros experimentos sugieren también que las plantas requieren un 5 % menos de agua para crecer la misma cantidad que en invernaderos más convencionales.

Los invernaderos de plástico son cada vez más populares para la agricultura comercial a pequeña escala, así como para la producción de alimentos para el hogar.

En cuanto al costo por panel de la tecnología WSPV es de 65 centavos por vatio, aproximadamente un 40 por ciento menos que el costo por vatio de las células fotovoltaicas tradicionales.

Fuente: